#Juegos adaptados archivos - Educación física y valores
ADAPTACIONES DE «EL PAÑUELO»

ADAPTACIONES DE «EL PAÑUELO»

En esta nueva entrada «Adaptaciones de el pañuelo» de la sección “Ningún alumno/a sin EF” trataremos sobre las adaptaciones que podemos hacerle al famoso y clásico juego de “El pañuelo” para que todos/as nuestros alumnos puedan participar en la clase. Con este juego tuve una experiencia muy bonita e inolvidable, y es que lo explique para hacerlo en clase y una alumna, que sufría acortamiento de uno de sus miembros inferiores y por tanto algún que otro problema de movilidad, o más bien diría yo de velocidad en su movilidad, conforme nombre el juego me dijo «yo cojo el pañuelo», a lo que yo le respondí que no, que el pañuelo lo cogía yo y así todos/as jugaban, ella se quedó un momento pensativa y tras ese momento de su cara salió una gran sonrisa y se me abrazo preguntándome «¿entonces yo también juego? es que como con el antiguo profesor nunca jugaba…» a lo que yo le respondí que eso no iba a volver a pasar, que ella iba a participar en todas y cada una de las actividades de la clase de la misma forma que sus compañeros/as. Desde entonces así fue, y tanto ella como su madre me mostraron su agradecimiento, y es que no podemos dejar a un/a alumno/a sin participar por no saber como adaptarle la actividad, eso a ellos/as les repercute también psicológicamente y es algo que le debemos ahorrar. Bueno vamos con el juego que me enrollo…

 

¿Cómo se juega?

De todos/as es conocido el juego del pañuelo pero lo explicamos igualmente. Dividimos a la clase en dos grupos y los situamos enfrentados a unos 15-20 metros, y en el medio, se situará el maestro con el brazo estirado y un pañuelo cogido muy suave (esta función también la puede ejercer algún alumno/a que no pueda practicar educación física por prescripción médica o cualquier otro motivo).

Los jugadores/as de cada equipo se numeran entre ellos en secreto sin que el otro equipo sepa que alumno/a tiene cada número. El maestro/a dirá un número y entonces el alumno/a de cada equipo que tenga ese número deberá correr al centro a coger el pañuelo antes que el adversario/a y volver a su equipo con él, mientras que al jugador/a que no coge el pañuelo debe intentar tocar al otro jugador/a antes de que llegue a su equipo con el pañuelo. Ganará un punto el equipo cuyo jugador/a llegue con el paleo sin ser tocado, o cuyo jugador toque al adversario antes de que llegue a su equipo con el pañuelo.

Con este juego trabajamos la velocidad y la velocidad de reacción, pero modificando pequeñas premisas podemos trabajar muchas otras cosas. por ejemplo, ampliando la distancia entre los equipos y el pañuelo trabajaremos la resistencia, acortándonos esta aún mas trabajaremos la velocidad explosiva (en este caso cuidado con los choques a la hora de coger el pañuelo); si en lugar de decir números decimos operaciones matemáticas (5-3 =…) trabajaremos las matemáticas; si en lugar de números les adjudicamos a cada alumno/a nombres de frutas por ejemplo trabajaremos también la memoria; si en vez de situarse de pie mirando hacia el pañuelo, se sitúanos de cualquier otra forma (de espaldas, tumbados, en cuclillas…) le daremos mas importancia a la velocidad de reacción; si en vez de desplazarse corriendo lo hacen saltando, reptando, gateando… podemos trabajar los desplazamientos, saltos… como veis las posibilidades son muchísimas.

 

Adaptaciones

 Pictograma baja visión o ceguera

Alumnos/as con discapacidad visual

 

Si tenemos alumnos/as ciegos totales podrán jugar solos o acompañados. Para que jueguen solos colocaremos un cascabel en el pañuelo y podrán jugar el resto de alumnos/as con los ojos vendados, poniendo así a todos/as en igualdad de condiciones, si disponemos del material necesario y trabajaríamos así también la empatía.

En el caso de no querer/poder igualar al resto de alumnos/as lo que haremos será ponerle una dificultad al adversario/a equivalente a la eficacia e independencia motriz del alumno/a ciego/a, a la pata coja, con los pies juntos, de rodillas… si quien coge el pañuelo primero es el adversario/a este/a debe ir agitando todo el rato el pañuelo mientras vuelve a su equipo, mientras que si quien coge el pañuelo es el alumno/a ciego/a el equipo de este/a gritará para ayudarle a orientarse y poder volver al equipo y ganar el punto.

Si vuestro alumno/a no tuviera tanta autonomía en el desplazamiento podría ir acompañado/a de un alumno/a de su equipo con el que irá cogido de la mano, y el cual tendrá dos números, uno como acompañante y otro para jugar de forma individual.

Si tenéis alumnos/as con deficiencia visual aplicaremos unas u otras adaptaciones anteriores en función de su grado de visión.

 

Pictograma silla de ruedas

Alumnos/as con discapacidad física y/o parálisis cerebral en silla de ruedas

 

Si tenemos alumnos/as en silla de ruedas en lugar de un pañuelo el maestro o alumno/a que esté en el centro sostendrá dos pañuelos y cuando vaya a decir el número de este alumno/a se situará con los brazos abiertos y un pañuelo en cada mano para así evitar choques (esto se explicará al principio para que tanto el jugador/a con silla como el resto sepa que paulo deberán coger ante esta situación).

Si el alumno/a tiene buen manejo de la silla jugará solo/a como uno/ mas y el adversario/a antes de salir deberá hacer una tarea previa como dar X saltos, hacer X flexiones… (variando X en función de la velocidad del alumno/a con silla) si no los hace perderá el punto. En este caso ganará el punto quien coja primero el pañuelo, suspendiendo la tarea posterior de pillarse entre ellos.

Si este alumno/a no tuviera un buen manejo de la silla de ruedas puede o bien llevarlo un compañero/a, o ponerle un handicap superior al del caso anterior al jugador adversario, aumentándole las repeticiones de la tarea de antes de correr, haciéndole ir a la pata coja… u otra cosa que se os ocurra.

Si el alumno/a en silla no tuviera suficiente control sobre sus miembros superiores será el maestro/a o alumno/a que sostenga los pañuelos quien lo depositará sobre sus piernas si es que ha llegado antes que el adversario/a. 

 

Pictograma persona con andador o muletas

Alumnos/as con discap. física y/o parálisis cerebral con andador o muletas

 

Ante estos alumnos/as aplicaremos las mismas adaptaciones que con los alumnos/as en silla de ruedas en función de su movilidad funcional y la destreza de sus miembros superiores.

En el caso de que el alumno/a con andador o muleta pueda jugar solo/a a su adversario/a habrá que cambiarle su forma de desplazamiento para igualar las velocidades de ambos, podrá ir a saltos con los pies juntos, o tocar un punto concreto antes de dirigirse al pañuelo… eso lo decidiréis en función de las posibilidades motrices de este/a alumno/a.

Si la movilidad de este alumno/a permite la fase de persecución después de coger el pañuelo, esta se hará de la forma que indican las reglas, pero para pillarse ni uno ni otro se deben tocar, bastará con situarse a la misma altura del adversario/a, evitando así desequilibrios y caidas.

 

Pictograma discapacidad psíquica o intelectual

Alumnos/as con discap. intelectual o psíquica

 

Si tenemos alumnos/as con discapacidad psíquica se deberán tener en cuenta a la hora de hacer los emparejamientos, para lo cual será el maestro/a quien numerará a los jugadores de ambos equipos, con el fin de emparejarlo/a con un alumno/a de sus mismas características físicas.

Si el grado de discapacidad mental es muy elevado este alumno/a solo podrá jugar en pareja con otro/a alumno/a que le acompañará cuando le toque salir y le ayudará a atrapar al adversario.

 

 Pictograma discapacidad auditiva

Alumnos/as con discapacidad auditiva

La señal para este alumno/a se dará con carteles con los números o poniendo este con los dedos, obligando así además al resto de compañeros/as a estar más atentos/as, ya que pueden esperar una señal sonora (siempre que no se diga el número que tenga este/a alumno/a) o visual.

 

Como cada día recuerdo que estas son las discapacidades más comunes en nuestra realidad educativa, pero no quiere decir que no haya otras, si tenéis alumnos/as en clase con otro tipo de discapacidad y queréis adaptaciones también no dudéis en contármelo y me informaré todo lo posible al respecto y las incluiré en los nuevos juegos. Y también deciros que podéis pedir adaptaciones de juegos concretos para futuras entradas, y os los pondré en cuanto pueda, pero ante todo que NUNCA dejéis sin jugar a un alumno/a por desconocimiento de su discapacidad o de como adaptarle una actividad, ellos no tienen la culpa y no merecen ser excluidos porque en mayor o menor medida todos los juegos y actividades son susceptibles de adaptar, preguntar a mi o a quien queráis, buscad en internet educación física adaptada, o la mejor de las soluciones, poneos en el lugar del alumno/a con esa discapacidad y pensad como podríais realizar esa tarea, seguro que algo se os ocurre.

 

La semana que viene un nuevo juego adaptado.

 

Y no os olvidéis, si no queréis perderos nada ¡suscribíos a la página y estaréis informados de cada nueva entrada!

ADAPTACIONES DE «LA ARAÑA PELUDA»

ADAPTACIONES DE «LA ARAÑA PELUDA»

Esta semana en la sección “Ningún alumno/a sin EF” os hablaré de las adaptaciones que podemos hacerle al juego de “La araña peluda” para que todos/as nuestros alumnos puedan participar en la clase. Aquí en Valencia se conoce como la araña peluda, pero también lo he escuchado nombrar como la muralla, y seguramente tenga muchos otros nombres.

 

¿Cómo se juega?

Todos/as los alumnos/as menos uno/a se colocarán en uno de los fondos del campo, y el alumno/a restante se quedará en la línea de centro del campo, sitio del cual no podrá salir, solo podrá desplazarse por ella. El juego comenzará cuando el alumno/a que está en el centro grite “araña” y el resto le responde “peluda” y es entonces cuando todos los alumnos/as deben intentar pasar al otro campo atravesando la línea central donde está “la araña” (el alumno/a que pilla) sin ser tocado, y llegando a la línea de fondo contraria, para esperar a la siguiente ronda. No vale pasar de un lado a otro continuamente, solo se podrá pasar cuando se dé la señal. Si el alumno/a que está en el centro toca a algún compañero/a este/a se quedará en la línea central también de araña y ahora serán dos los que pillen. No se puede tardar demasiado en pasar, una vez pasen la mayoría del grupo y queden 3 o 4 alumnos/as indecisos, se contará desde diez hasta cero y quien no haya pasado pasará a formar parte de las arañas. El juego acaba cuando solamente queda un alumno/a sin pillar.

 

Adaptaciones

  • Alumnos/as con discapacidad visual: 
    • Ciegos totales: este/a jugador/a irá cogido de la mano de otro/a compañero/a y ambos serán un pack y tendrán 2 vidas. Perderán una vida cuando ambos componentes de la pareja sean tocados, si solo tocan a uno/ no pasa nada. Si le tocan y tiene que ser araña será uno/a más en la línea, pero sin moverse por ella para evitar choques.
    • Deficientes visuales: las adaptaciones irán en función del grado de visión del alumno/a, si el problema de visión se lo permite este jugador/a podrá ir solo/a, le podemos dar dos vidas si le vemos con dificultades. Pondremos una zona con conos en cada fondo para que este alumno/a sepa hacia donde debe llegar, además os alumnos/as que pillan deberán ponerse petos de colores que el alumno/a deficiente visual pueda visualizar sin problemas en contraste con el resto de colores del patio como las paredes o el suelo, y también podemos hacer que los alumno/as arañas no puedan correr, solo se desplacen caminando; y si su grado de visión no le permite o le permite con dificultad jugar solo/a podrá ir cogido de la mano de un compañero/a como en el caso del ciego total. En el caso de tener que hacer de araña lo harán de la misma forma que el resto de compañeros/as pero sin desplazarse por la línea para evitar choques con los compañeros/as.
  • Alumnos/as con discapacidad física:
    • Alumnos/as con silla de ruedas:
      • Alumnos/as con afectación del tren inferior y alumnos/as con parálisis cerebral con capacidad para manejar solos la silla: solo se podrá pillar a este jugador/a mientras esté pasando por la línea, nunca antes de llegar ni después de haber pasado. Además, cuando haya muchas arañas o si el alumno/a no se desplaza de forma rápida las arañas no se podrán mover, tendrán que intentar pillarle de forma estática, o podemos dejar que se muevan pero que siempre haya una distancia de 2-3 metros entre cada jugador/a que pille para que el alumno/a con silla tenga espacio y evitar atropellos. Si aún así vemos que son presa fácil podemos darle 2 vidas para que duren más en el juego. Si le toca asumir el rol de araña a este jugador/a le daremos un churro de espuma que será la prolongación de su mano y con el que podrá tocar y pillar a sus compañeros/as.
      • Alumnos/as con afectación del tren inferior y/o superior y alumnos/as con parálisis cerebral sin capacidad para manejar su silla ágilmente: a este alumno/a le ayudaráun compañero/a y ambos serán un pack, para pillarles ambos han de ser tocados. Al igual que en el caso anterior,<b> </b>solo se podrá pillar a este jugador/a mientras esté pasando por la línea, nunca antes de llegar ni después de haber pasado. Además, cuando haya muchas arañas o si el alumno/a no se desplaza de forma rápida las arañas no se podrán mover, tendrán que intentar pillarle de forma estática, o podemos dejar que se muevan pero que siempre haya una distancia de 2-3 metros entre cada jugador/a que pille para que el alumno/a con silla tenga espacio y evitar atropellos. Si aún así vemos que son presa fácil podemos darle 2 vidas para que duren más en el juego. Si le toca asumir el rol de araña a este jugador/a le daremos un churro de espuma que será la prolongación de su mano y con el que podrá tocar y pillar a sus compañeros/as, si este alumno/a no tuviera suficiente movilidad como para manejar el churro será el compañero/a que le esté ayudando quien utilice este.
    • Alumnos/as con muletas o andador y alumnos/as con parálisis cerebral deambulases con dificultades de equilibrio y manipulación de miembros superiores:
      • Alumnos/as con una muleta y/o alumnos/as con parálisis cerebral con dificultades de equilibrio y mayor afectación de una mitad del cuerpo: este alumno/a podrá decir la palabra “Stop” y todas las arañas se quedarán quietas durante 10 segundos y entonces intentará pasar por un hueco buscado previamente, además podemos darle 2 si lo vemos conveniente. En el caso de ser araña Utilizará el churro como extensión de su brazo bueno para poder pillar.
      • Alumnos/as con andador o muletas y/o alumnos/as con parálisis cerebral con dificultades de equilibrio y problemas de manipulación en los dos brazos: este alumno/a podrá decir la palabra “Stop” y todas las arañas se quedarán quietas durante 10 segundos y entonces intentará pasar por un hueco buscado previamente, además podemos darle 2 si lo vemos conveniente. En el caso de ser araña si puede manipular el churro lo hará y si no puede se mantendrá en su espacio tapando hueco y los compañeros/as que pasen por su lado lo deberán hacer caminando y no corriendo.
      • Alumnos/as con parálisis cerebral con problemas de equilibrio pero buena manipulación en los miembros superiores: dependiendo de su grado de equilibrio y sus posibilidades motrices aplicaremos las adaptaciones de los casos anteriores que más se adapten a la situación de este alumno/a.
  • Alumnos/as con discapacidad psíquica:
    • En función del grado de deficiencia mental podrán participar con normalidad o no. Tendremos en cuenta cosas como dejarles mas tiempo para pensar y asumir la situación, y a los casos más graves y por lo tanto con menor autonomía, les dejaremos que vayan de la mano de un compañero/a. En el caso de ser pillados y hacer de araña,este alumno/a se colocará en el centro de la línea y no en los laterales, evitando que todos/as busquen cruzar por su lado por su falta de reflejos o velocidad de reacción.

 

Recuerdo que estas son las discapacidades más comunes en nuestra realidad educativa, pero no quiere decir que no haya otras, si tenéis alumnos/as en clase con otro tipo de discapacidad y queréis adaptaciones también no dudéis en contármelo y me informaré todo lo posible al respecto y las incluiré en los nuevos juegos. Y también deciros que podéis pedir adaptaciones de juegos concretos para futuras entradas, y os los pondré en cuanto pueda, pero ante todo que NUNCA dejéis sin jugar a un alumno/a por desconocimiento de su discapacidad o de como adaptarle una actividad, ellos no tienen la culpa y no merecen ser excluidos porque en mayor o menor medida todos los juegos y actividades son susceptibles de adaptar, preguntar a mi o a quien queráis, buscad en internet educación física adaptada, o la mejor de las soluciones, poneos en el lugar del alumno/a con esa discapacidad y pensad como podríais realizar esa tarea, seguro que algo se os ocurre.

 

La semana que viene un nuevo juego adaptado.

 

Y no os olvidéis, si no queréis perderos nada ¡suscribíos a la página y estaréis informados de cada nueva entrada!

ADAPTACIONES PARA «EL CEMENTERIO»

ADAPTACIONES PARA «EL CEMENTERIO»

Hoy en esta sección sobre educación física adaptada hablaré del juego «El cementerio» para que todos/as nuestros alumnos/as puedan participar. Este es un juego muy conocido y que todos/as hemos utilizado en nuestras clases más de una vez, lo conoceréis bien por este nombre o bien por «balón prisionero», «el balón-tiro»… y la dinámica es la siguiente.

Dibujaremos o delimitaremos con conos o cualquier otro objeto un terreno de 10×20 metros que dividiremos en dos campos de 10×10, y al fondo de cada uno de ellos habrá una zona donde irán los jugadores «muertos» que será el cementerio. Dividiremos a la clase en dos equipos, o 3 si es muy numerosa (y mientras dos equipos juegan el otro espera) y utilizaremos una pelota de espuma para jugar.

En la imagen se muestra el dibujo de un campo con sus zonas, sus medidas y el material necesario, una pelota de espuma

Para comenzar cada equipo se coloca en un campo y se distribuyen libremente por el. Luego se decidirá que equipo comienza el juego y se le entregará la pelota a uno de sus integrantes. Entonces el objetivo ahora es lanzarlo al campo contrario con el objetivo de dar y así «matar» a uno de los integrantes del equipo contrario, quienes intentarán esquivar dicho lanzamiento. Si alguno/a de los miembros del equipo es golpeado por la pelota estará «muerto» y tendrá que irse al cementerio que hay al fondo del campo del equipo rival con la pelota, y desde ahí lanzará o pasará la pelota a sus compañeros/as para que eliminen a algún/na integrante del equipo contrario. Si este/a elimina a alguien del otro equipo en el primer lanzamiento desde el cementerio se salvará y volverá con su equipo a su campo de juego. Si en un lanzamiento un jugador/a del equipo contrario coge la pelota antes de que caiga al suelo un jugador de ese equipo que esté en el cementerio puede volver a jugar en el campo (lo salva). Si intentando coger la pelota le da y se le escapa estará «muerto»; si la pelota golpea el suelo antes de tocar a algún integrante del equipo este no morirá. El juego terminará cuando un equipo consiga eliminar a la totalidad del equipo contrario.

 

Adaptaciones:

  • Alumnos/as con discapacidad visual: 
    • Ciegos totales: utilizaremos un balón de espuma un poco más grande y colocaremos cascabeles o bien dentro de él o bien pegados a el. Este/a jugador/a irá cogido de la mano de otro/a compañero/a y ambos serán un pack y tendrán 2 vidas. Cuando se disponga a lanzar gritará «Stop» y todos los jugadores se quedarán quietos, entonces podrá nombrar a algún jugador/a del equipo rival y este/a deberá hablarle o tocar palmas para ayudar a este a ubicarlo en el espacio.
    • Deficientes visuales: utilizaremos el mismo balón, o en su defecto uno o mas grande o con un color llamativo para facilitar su visión. En este caso no hace falta ir cogido de la mano de algún compañero/a ni que se le otorguen dos vidas, aunque estos aspectos serán aplicados en función del grado de visión del alumno/a.
  • Alumnos/as con discapacidad física:
    • Alumnos/as con silla de ruedas:
      • Alumnos/as con afectación del tren inferior y alumnos/as con parálisis cerebral con capacidad para manejar solos la silla: reduciremos el campo un poco y además este/a alumno/a tendrá 2 vidas. No serán válidos los tiros que den en las ruedas de la silla. Cuando realizan un lanzamiento al equipo rival estos no podrán atacarle en el contraataque ya que este/a necesita algo más de tiempo para volver al sitio.
      • Alumnos/as con afectación del tren inferior y/o superior y alumnos/as con parálisis cerebral sin capacidad para manejar su silla ágilmente:  reduciremos el espacio un poco y a este/a alumno/a le podremos conceder 2 o 3 vidas. Si su movilidad es muy costosa podrá elegir a un/a compañero/a que le ayudará en el manejo de la silla siendo ambos un pack, y cuando este/a tenga que lanzar al equipo rival gritará «Stop» y todos se quedarán quietos/as, entonces este/a alumno/a podrá o lanzar a eliminar o pasarle la pelota lanzando o rodando la pelota por el suelo a algún compañero/a que esté en el cementerio. Si toca a algún rival aunque sea en el pie lo eliminará. Cuando este/a alumno/a esté muerto/a el equipo rival se situará a mitad de campo para que este/a lance, si el que lanza es su ayudante no hace falta aplicar esta última premisa.
    • Alumnos/as con muletas o andador y alumnos/as con parálisis cerebral deambulases con dificultades de equilibrio y manipulación de miembros superiores:
      • Alumnos/as con una muleta y/o alumnos/as con parálisis cerebral con dificultades de equilibrio y mayor afectación de una mitad del cuerpo: reduciremos el espacio de juego y le daremos a este alumno/a dos vidas. Si al intentar eliminarlo le dan en la muleta no se considerará «muerto». Cuando este lanzando podrá gritar «Stop» y todos los jugadores se quedarán quietos y entonces este/a lanzará.
      • Alumnos/as con andador o muletas y/o alumnos/as con parálisis cerebral con dificultades de equilibrio y problemas de manipulación en los dos brazos: reduciremos el espacio de juego y le daremos 2 vidas a este alumno/a. No se le podrá eliminar golpeándolo en el andador. Y podrá gritar «Stop» para que todos se queden quietos y lanzar al equipo rival con los pies, valiendo los impactos a ras de suelo en algún contrario. En el caso de alumnos/as con parálisis cerebral será igual.
      • Alumnos/as con parálisis cerebral con problemas de equilibrio pero buena manipulación en los miembros superiores: para eliminarlos le habrán de lanzar la pelota con un bote previo en el suelo para así facilitar su reacción y reequilibrio.
  • Alumnos/as con discapacidad psíquica:
    • En función del grado de deficiencia mental podrán participar con normalidad o no. Tendremos en cuenta cosas como dejarles mas tiempo para pensar y asumir la situación, y a los casos más graves que no podrán seguir el juego le animaremos a realizar algún lanzamiento cuando la pelota esté en posesión de su equipo.

 

Estas son las discapacidades más comunes en nuestra realidad educativa, pero no quiere decir que no haya otras, si tenéis alumnos/as en clase con otro tipo de discapacidad y queréis adaptaciones también no dudéis en contármelo y me informaré todo lo posible al respecto y las incluiré en los nuevos juegos. Y también deciros que podéis pedir adaptaciones de juegos concretos para futuras entradas, y os los pondré en cuanto pueda, pero ante todo que NUNCA dejéis sin jugar a un alumno/a por desconocimiento de su discapacidad o de como adaptarle una actividad, ellos no tienen la culpa y no merecen ser excluidos porque en mayor o menor medida todos los juegos y actividades son susceptibles de adaptar, preguntar a mi o a quien queráis, buscad en internet educación física adaptada, o la mejor de las soluciones, poneos en el lugar del alumno/a con esa discapacidad y pensad como podríais realizar esa tarea, seguro que algo se os ocurre.

Venga la semana que viene vuelvo con otro nuevo juego adaptado.