ADAPTACIONES DE "EL PAÑUELO" - Educación física y valores

En esta nueva entrada «Adaptaciones de el pañuelo» de la sección “Ningún alumno/a sin EF” trataremos sobre las adaptaciones que podemos hacerle al famoso y clásico juego de “El pañuelo” para que todos/as nuestros alumnos puedan participar en la clase. Con este juego tuve una experiencia muy bonita e inolvidable, y es que lo explique para hacerlo en clase y una alumna, que sufría acortamiento de uno de sus miembros inferiores y por tanto algún que otro problema de movilidad, o más bien diría yo de velocidad en su movilidad, conforme nombre el juego me dijo «yo cojo el pañuelo», a lo que yo le respondí que no, que el pañuelo lo cogía yo y así todos/as jugaban, ella se quedó un momento pensativa y tras ese momento de su cara salió una gran sonrisa y se me abrazo preguntándome «¿entonces yo también juego? es que como con el antiguo profesor nunca jugaba…» a lo que yo le respondí que eso no iba a volver a pasar, que ella iba a participar en todas y cada una de las actividades de la clase de la misma forma que sus compañeros/as. Desde entonces así fue, y tanto ella como su madre me mostraron su agradecimiento, y es que no podemos dejar a un/a alumno/a sin participar por no saber como adaptarle la actividad, eso a ellos/as les repercute también psicológicamente y es algo que le debemos ahorrar. Bueno vamos con el juego que me enrollo…

 

¿Cómo se juega?

De todos/as es conocido el juego del pañuelo pero lo explicamos igualmente. Dividimos a la clase en dos grupos y los situamos enfrentados a unos 15-20 metros, y en el medio, se situará el maestro con el brazo estirado y un pañuelo cogido muy suave (esta función también la puede ejercer algún alumno/a que no pueda practicar educación física por prescripción médica o cualquier otro motivo).

Los jugadores/as de cada equipo se numeran entre ellos en secreto sin que el otro equipo sepa que alumno/a tiene cada número. El maestro/a dirá un número y entonces el alumno/a de cada equipo que tenga ese número deberá correr al centro a coger el pañuelo antes que el adversario/a y volver a su equipo con él, mientras que al jugador/a que no coge el pañuelo debe intentar tocar al otro jugador/a antes de que llegue a su equipo con el pañuelo. Ganará un punto el equipo cuyo jugador/a llegue con el paleo sin ser tocado, o cuyo jugador toque al adversario antes de que llegue a su equipo con el pañuelo.

Con este juego trabajamos la velocidad y la velocidad de reacción, pero modificando pequeñas premisas podemos trabajar muchas otras cosas. por ejemplo, ampliando la distancia entre los equipos y el pañuelo trabajaremos la resistencia, acortándonos esta aún mas trabajaremos la velocidad explosiva (en este caso cuidado con los choques a la hora de coger el pañuelo); si en lugar de decir números decimos operaciones matemáticas (5-3 =…) trabajaremos las matemáticas; si en lugar de números les adjudicamos a cada alumno/a nombres de frutas por ejemplo trabajaremos también la memoria; si en vez de situarse de pie mirando hacia el pañuelo, se sitúanos de cualquier otra forma (de espaldas, tumbados, en cuclillas…) le daremos mas importancia a la velocidad de reacción; si en vez de desplazarse corriendo lo hacen saltando, reptando, gateando… podemos trabajar los desplazamientos, saltos… como veis las posibilidades son muchísimas.

 

Adaptaciones

 Pictograma baja visión o ceguera

Alumnos/as con discapacidad visual

 

Si tenemos alumnos/as ciegos totales podrán jugar solos o acompañados. Para que jueguen solos colocaremos un cascabel en el pañuelo y podrán jugar el resto de alumnos/as con los ojos vendados, poniendo así a todos/as en igualdad de condiciones, si disponemos del material necesario y trabajaríamos así también la empatía.

En el caso de no querer/poder igualar al resto de alumnos/as lo que haremos será ponerle una dificultad al adversario/a equivalente a la eficacia e independencia motriz del alumno/a ciego/a, a la pata coja, con los pies juntos, de rodillas… si quien coge el pañuelo primero es el adversario/a este/a debe ir agitando todo el rato el pañuelo mientras vuelve a su equipo, mientras que si quien coge el pañuelo es el alumno/a ciego/a el equipo de este/a gritará para ayudarle a orientarse y poder volver al equipo y ganar el punto.

Si vuestro alumno/a no tuviera tanta autonomía en el desplazamiento podría ir acompañado/a de un alumno/a de su equipo con el que irá cogido de la mano, y el cual tendrá dos números, uno como acompañante y otro para jugar de forma individual.

Si tenéis alumnos/as con deficiencia visual aplicaremos unas u otras adaptaciones anteriores en función de su grado de visión.

 

Pictograma silla de ruedas

Alumnos/as con discapacidad física y/o parálisis cerebral en silla de ruedas

 

Si tenemos alumnos/as en silla de ruedas en lugar de un pañuelo el maestro o alumno/a que esté en el centro sostendrá dos pañuelos y cuando vaya a decir el número de este alumno/a se situará con los brazos abiertos y un pañuelo en cada mano para así evitar choques (esto se explicará al principio para que tanto el jugador/a con silla como el resto sepa que paulo deberán coger ante esta situación).

Si el alumno/a tiene buen manejo de la silla jugará solo/a como uno/ mas y el adversario/a antes de salir deberá hacer una tarea previa como dar X saltos, hacer X flexiones… (variando X en función de la velocidad del alumno/a con silla) si no los hace perderá el punto. En este caso ganará el punto quien coja primero el pañuelo, suspendiendo la tarea posterior de pillarse entre ellos.

Si este alumno/a no tuviera un buen manejo de la silla de ruedas puede o bien llevarlo un compañero/a, o ponerle un handicap superior al del caso anterior al jugador adversario, aumentándole las repeticiones de la tarea de antes de correr, haciéndole ir a la pata coja… u otra cosa que se os ocurra.

Si el alumno/a en silla no tuviera suficiente control sobre sus miembros superiores será el maestro/a o alumno/a que sostenga los pañuelos quien lo depositará sobre sus piernas si es que ha llegado antes que el adversario/a. 

 

Pictograma persona con andador o muletas

Alumnos/as con discap. física y/o parálisis cerebral con andador o muletas

 

Ante estos alumnos/as aplicaremos las mismas adaptaciones que con los alumnos/as en silla de ruedas en función de su movilidad funcional y la destreza de sus miembros superiores.

En el caso de que el alumno/a con andador o muleta pueda jugar solo/a a su adversario/a habrá que cambiarle su forma de desplazamiento para igualar las velocidades de ambos, podrá ir a saltos con los pies juntos, o tocar un punto concreto antes de dirigirse al pañuelo… eso lo decidiréis en función de las posibilidades motrices de este/a alumno/a.

Si la movilidad de este alumno/a permite la fase de persecución después de coger el pañuelo, esta se hará de la forma que indican las reglas, pero para pillarse ni uno ni otro se deben tocar, bastará con situarse a la misma altura del adversario/a, evitando así desequilibrios y caidas.

 

Pictograma discapacidad psíquica o intelectual

Alumnos/as con discap. intelectual o psíquica

 

Si tenemos alumnos/as con discapacidad psíquica se deberán tener en cuenta a la hora de hacer los emparejamientos, para lo cual será el maestro/a quien numerará a los jugadores de ambos equipos, con el fin de emparejarlo/a con un alumno/a de sus mismas características físicas.

Si el grado de discapacidad mental es muy elevado este alumno/a solo podrá jugar en pareja con otro/a alumno/a que le acompañará cuando le toque salir y le ayudará a atrapar al adversario.

 

 Pictograma discapacidad auditiva

Alumnos/as con discapacidad auditiva

La señal para este alumno/a se dará con carteles con los números o poniendo este con los dedos, obligando así además al resto de compañeros/as a estar más atentos/as, ya que pueden esperar una señal sonora (siempre que no se diga el número que tenga este/a alumno/a) o visual.

 

Como cada día recuerdo que estas son las discapacidades más comunes en nuestra realidad educativa, pero no quiere decir que no haya otras, si tenéis alumnos/as en clase con otro tipo de discapacidad y queréis adaptaciones también no dudéis en contármelo y me informaré todo lo posible al respecto y las incluiré en los nuevos juegos. Y también deciros que podéis pedir adaptaciones de juegos concretos para futuras entradas, y os los pondré en cuanto pueda, pero ante todo que NUNCA dejéis sin jugar a un alumno/a por desconocimiento de su discapacidad o de como adaptarle una actividad, ellos no tienen la culpa y no merecen ser excluidos porque en mayor o menor medida todos los juegos y actividades son susceptibles de adaptar, preguntar a mi o a quien queráis, buscad en internet educación física adaptada, o la mejor de las soluciones, poneos en el lugar del alumno/a con esa discapacidad y pensad como podríais realizar esa tarea, seguro que algo se os ocurre.

 

La semana que viene un nuevo juego adaptado.

 

Y no os olvidéis, si no queréis perderos nada ¡suscribíos a la página y estaréis informados de cada nueva entrada!

Share This
A %d blogueros les gusta esto: